Navegando

Velas negras, mar rizada, 
cantos de sirenas 
                             abisales 
que sólo escuchan los muertos,
los náufragos difuntos 
que ya no pueden ver 
ni la luna ni la estrella polar
con sus cuencas vacías. 
Viejos piratas, viejos marineros,
viejos soldados de guerras perdidas,
de pecios perdidos...
Emerged e izad 
vuestras banderas rotas,
vuestros viejos cañones oxidados.
Con vosotros navego:
sin rumbo, sin destino...
pero sigo desafiando a la tormenta.

4 comentarios:

  1. Porqué la lluvia nos pone tristes??
    Sr.Merlo vos siempre tenéis un destino...¡La poesía!🌷🌷

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No llueve hoy, querida Amelia. Y no creo que mi destino sea ese que usted dice... ¡no ha dado ni una! 😜😂
      En serio, gracias por seguir viniendo por aquí... y quédese con el “sigo desafiando a la tormenta”... y eso que hay más de una 🤗😍
      🌸🌸🌸

      Eliminar
  2. A veces "moja"más la lluvia de la angustia..de la soledad y el destierro que la lluvia que el cielo nos manda....Los demás problemas,siempre se solucionan,siempre..🌷🌷

    ResponderEliminar